Fake it until you make it

CdeC 2016. Risto terminó su sección de entrevistas con una conversación con David Moreno, uno de los fundadores de Hawkers. Entre el minuto 1:21:56 y el 1:22:50 dicen algo que viene perfecto para arrancar este post:

Quien escribe estas líneas puede contar, porque estuvo presente, algo que ocurrió en una clase del Curso de Creatividad de TAG hace unos meses. La clase era con Rafa Fortis.

Rafa, en medio de una corrección, hizo una pregunta a todos: “A vosotros, ¿qué anuncios os gustan?”. Y la primera respuesta fue silencio absoluto. Pero rápidamente alguien respondió con palabras. Con palabras, pero a la vez con muy poco sentido, y por eso a nadie le sorprendió que a Rafa no le sirviese la respuesta. Dijo que era impropia de alguien que estaba haciendo un curso de creatividad publicitaria, y a continuación dijo algo que en principio puede pasar desapercibido, pero que siempre se debería tener en cuenta cuando uno quiere convertirse en algo, cuando tiene una meta: “Hablad como profesionales”. Y de esto va este post.

No va solo de hablar como profesionales, sino también de comportarse, de estar y de hacer las cosas como las hacen aquellos que representan lo que uno quiere ser en el futuro. Puede que al principio resulte impostado, pero poco a poco resultará, simplemente, profesional. Puede sonar a que para convertirse en profesional hay que creerse más de lo que es uno. Y no, no es eso.

No, pero sí, de alguna manera. En el buen sentido.

Es una especie de juego de rol que termina cuando te conviertes de manera natural en el personaje que venías desempeñando durante todo el juego. En el que te querías convertir. Pero el juego solo termina así si se juega en serio, claro.

La profesionalidad en publicidad, y como en publicidad en cualquier otro trabajo, no está hecha de una sola cosa, y de entre todas las que tiene, hay mucho de actitud y de intención. Y esas armas pueden estar en manos de todo el mundo.

Aquí un vídeo que va a hacer de despedida triunfal del post y del concepto de “fake it…”. Es un ejemplo muy extremo y absurdo, pero que bien entendido, explica perfectamente todo lo que se ha dicho en este post. Quedémonos con la forma. Bueno, y con el contenido también, que hace bastante risa.

Bendiciones.

Anuncios
Fake it until you make it

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s